Iniciativas educativas para permitir a 1200 niños malienses reincorporarse a la escuela o alcanzar una formación profesional

Proyecto terminado
Niñas malienses a la ventana de de una escuela
Niños – de entre 8 y 12 años – se benefician de cursos acelerados que les permiten reincorporarse al sistema escolar. © COSUDE SDC

Cursos de alfabetización, formaciones técnicas, herramientas pedagógicas adaptados: el objetivo del proyecto de la COSUDE de Apoyo a la educación no formal es la reincorporación a la escuela de los niños de 9 a 15 y su orientación hacia una formación profesional.

Región/País Tema Período Presupuesto
Mali
Educación
Otro
Capacidades básicas para la vida
Primary education
15.10.2010 - 31.12.2014
CHF 4'850'000

En Malí, más del 70% de la población es analfabeta. Cerca de un millón de niños de entre 7 y 12 años no van a la escuela y 46% de los que están matriculados la abandonan antes de culminar el ciclo de educación primaria. La escasa capacidad de acogida de las escuelas junto con el bajo nivel de enseñanza – a menudo mal adaptado a las realidades locales - explica en parte los límites del sistema educativo maliense.

A fin de afrontar estos retos, el proyecto de la COSUDE de Apoyo a la educación no formal desarrolla diversas iniciativas educativas en las regiones de Sikasso, e Mopti y Tombouctou. Su objetivo es permitir a 1.200 niños de entre 9 y 15 años reincorporarse a la escuela u orientarse hacia una formación profesional en los sectores técnicos de su elección (agricultura, ganadería, horticultura, etc.).

Cursos de apoyo didáctico adicional
El proyecto pone en marcha cursos acelerados que les permiten a los más jóvenes recuperar su retraso escolar y reincorporarse exitosamente a los bancos de la escuela. En cuanto a los aprendices de carreras técnicas, éstos se benefician de asesoramiento en espíritu empresarial rural. Se propone asimismo una nueva herramienta pedagógica – las troncales científicas -. Éstas están llenas de fichas ilustradas que favorecen el aprendizaje de las ciencias naturales y físicas en las formaciones técnicas.

También para los adultos
El proyecto también concierne a los adultos, puesto que 240 personas – de las cuales casi 2 tercios de mujeres y de jóvenes – se benefician de cursos de alfabetización en lengua local. Una cuarta parte de ellos son empleados en los centros de lectura rurales creados por la COSUDE para ayudar a los niños a reforzar sus competencias en escritura y cálculo numérico. Los otros se dirigen hacia sectores prometedores que les permiten diversificar sus actividades agrícolas.

Las colectividades se movilizan
A fin de suscitar la participación de las colectividades en las cuestiones educativas, el proyecto se compromete a respaldar a un centenar de ellas en sus acciones de alegato ante el Ministerio de Educación. El objetivo de este apoyo es, por una parte, mejorar el sistema educativo a nivel rural y, por otra parte, hacer que el Estado apoye innovaciones en este campo. Dichas innovaciones también podrían extenderse a todo el país y beneficiar a un máximo de niños no escolarizados.